Fin de año: un vecino de Pedreña hace volar un fuego artificial hasta el País Vasco

Fin de año: un vecino de Pedreña hace volar un fuego artificial hasta el País Vasco

La primera noche del año, o última, se vivió en la localidad de Pedreña (Cantabria) un suceso nunca visto. Un vecino del pueblo preparó su particular despliegue pirotécnico que incluía un especial “petardo volador” que despegó del muelle hacia el cielo dejando un reguero luminoso que pudo verse desde toda la bahía de Santander y zonas costeras.

El peculiar fuego artificial siguió su brillante vuelo hacía el País Vasco, siendo detectado sobre las 00:45 horas sobre la ciudad de Bilbao y minutos más tarde en Zarautz, donde se cree terminó su andadura. Enterado el lanzador del petardazo de su aterrizaje 150 kilómetros hacia el Este espera fabricar otros para llegar un poco más lejos: “A ver si explota uno en medio de los Sanfermines o en el casino de Biarritz un viernes noche”.

El alcalde de Marina de Cudeyo, ayuntamiento al que pertenece Pedreña, ha felicitado al vecino por poner el nombre del pueblo en el mapa navideño. Aunque, según ha precisado la oposición municipal, “lo que ha hecho Celestino es confundir con nuevas estrellas a los Reyes Magos que a lo mejor con el despiste no llegan al pueblo la noche del 5 al 6 de enero”.

(Aviso de cookies | Política de privacidad | Aviso legal)