Nuevo Deber Escolar en Cantabria: la Consejería de Educación decreta los bocadillos de anchoas de Santoña con pimientos de Isla como tentempié obligatorio en los recreos

Las ocurrencias que cada nuevo curso escolar rodean a la Consejería de Educación en Cantabria han llegado a las comidas que los alumnos y alumnas de los centros almuerzan en los recreos. El decreto 111/2018 instituye la obligatoriedad del bocadillo de anchoas de Santoña con pimientos de Isla como tentempié en los recreos de los colegios de Infantil y Primaria.

Una medida que intenta dar a conocer los productos regionales en las clases y fomentar el consumo de anchoas y pimientos. El decreto dispone dos anchoas y un pimiento para los alumnos de dos años, tres anchoas y dos pimientos para los alumnos de educación infantil y cinco anchoas y tres pimientos para educación primaria. Podrá haber alumnos repetidores previo informe favorable de la dirección de cada centro, “pero solo se podrá repetir una vez”.

Los sindicatos docentes se oponen a esta medida saludable por no incluir a los profesores como consumidores de estos bocadillos: “Queremos demostrar que, como a la Consejería, nos importa un pimiento la Educación”.

(Aviso de cookies | Política de privacidad | Aviso legal)
El otro diario de Cantabria