El Oso Beato no podrá ganar el Jubileo Lebaniego: “Los animales son irracionales y a este le gusta La Fura del Baus”, dice el Obispado

La próxima liberación del oso Beato en su tierra lebaniega está creando problemas de conciencia entre los monjes franciscanos del Monasterio de Santo Toribio. Unos monjes amantes de los animales y seguidores de Francisco de Asís, ese santo lleno de mariposas y cervatillos a su alrededor.

El oso Beato, agradecido por los cuidados y atenciones recibidos por los veterinarios y amigos de los osos regionales, quiere hacer el camino lebaniego y ganar el Jubileo del Año Santo. Quiere ser soltado en los montes cercanos y llegar al monasterio por sus propios pies, cruzando la Puerta del Perdón y durmiendo por los alrededores para poder asistir a los conciertos y actos que se celebren.

Unos actos que le encantaría disfrutar: “Me encantan Los Hurones del Baus (La Fura del Baus), son animales más salvajes que yo mismo”. Pero un comunicado del Obispado de Santander va a imposibilitar el deseo de Beato de ganar el Jubileo: “Este oso libertino no podrá entrar a ningún monasterio, ni a por miel. Los animales son irracionales y a este, encima, le gusta La Fura del Baus”. Si no lo remedia San Francisco de Asís nos quedamos sin oso… y sin actuación de la Fura.

(Aviso de cookies | Política de privacidad | Aviso legal)
El otro diario de Cantabria