Pánico en el valle del Saja: primero muerden los lobos, después los hombres-lobo, ahora los peces lobo

Pánico en el valle del Saja: primero muerden los lobos, después los hombres-lobo, ahora los peces lobo

Todo el valle de Cabuérniga (Cantabria), desde Ruente a Bárcena Mayor, está en situación de alerta de todos los colores por las diversas invasiones de lobos en todas sus variantes zoológicas. Primero llegaron los lobos lobos con sus preferencias por las chuletas de cordero al natural. Luego algunos hombres-lobo eligiendo sus víctimas por la finura de sus cuellos, deliciosos los de Sopeña y Lamiña.

Ahora es el turno de los peces lobo que están llenando el río Saja de dentelladas a todo aquel vertebrado racional o irracional que se refresca o bebe en sus aguas. Varias vacas han tenido que ser atendidas por el veterinario comarcal, teniendo que ser vendadas sus patas traseras. Algún ganadero se ha quedado sin su bocadillo matutino al dejarlo junto a la orilla.

Estos peces lobo, procedentes de las islas británicas, son los primeros damnificados por el “Brexit”: “No hay derecho. Nos expulsan. En Inglaterra nadie nos quiere y Boris Johnson dice que por fin ha encontrado a alguien más feo que él”.

(Aviso de cookies | Política de privacidad | Aviso legal)